Inicio> Noticias > Valores arriesgados en Bolsa de Valores
Valores arriesgados en Bolsa de Valores

Son títulos caracterizados por su alta volatilidad, baja liquidez y un elevado componente especulativo
Algunos valores del Mercado Continuo cerraron el ejercicio 2008 con descensos en su cotización del 60%, 70%, 80%... e incluso algunos se acercaron al 100%. La renta variable fue durante el pasado año muy peligrosa para los intereses de pequeños y medianos inversores, pero además en el parqué bursátil hay un ramillete de valores con un potencial altamente peligroso, caracterizados por su alta volatilidad, baja liquidez y un elevado componente especulativo.

 Potencial "altamente peligroso"
 Los valores denominados "de peligro" son títulos de empresas especulativas, cuya cotización no se basa en ningún análisis empresarial o fundamental, sino en expectativas, y por regla general cuentan con un alto grado de endeudamiento en su cuenta de resultados. También se les reconoce por una serie de particularidades en su cotización: son títulos muy volátiles, cuyo precio máximo y mínimo en una sesión puede alcanzar un 15% de oscilación, y sólo son aptos para un perfil de inversor experimentado que opere en el intradía (en el mismo día). Su capitalización es muy pequeña, por lo que resultan muy peligrosos a la hora de deshacer posiciones ya que no se pueden vender cuando el inversor quiere, sino cuando lo dispone el mercado; de ahí que en no pocas ocasiones se malvendan. También tienen un componente altamente agresivo que propicia que las "manos fuertes" del mercado (brokers o intermediarios) puedan dirigir sus movimientos a su antojo.

 Las bases de su peligrosidad
Su peligrosidad radica, pues, en el hecho de que pueden ocasionar una pérdida en el capital invertido que puede rondar el 100%, muy por encima de las de otros valores integrantes del índice "Ibex-35". Esta frecuencia es normal cuando se está en un proceso bajista, por ello las acciones de estos títulos pueden caer verticalmente, como sucedió el pasado ejercicio, cuando se llegó a mínimos históricos. Pero también sucede lo contrario: tienen unas revalorizaciones importantes, aunque no suelen ser tan verticales, por lo que nunca se sabe el momento oportuno para "subirse al carro" del tirón alcista, y se corre el riesgo de quedar "enganchado".

  Otro de sus peligros está en su poca liquidez, lo que propicia que unos cuantos pasos de compra o venta por parte de los operadores del mercado originen un movimiento radical al alza o a la baja, alejados de cualquier lógica bursátil. De hecho, estos valores suelen estar movilizados por unos pocos operadores bursátiles interesados en que un valor siga una determinada tendencia (alcista o bajista), sin que el pequeño y mediano inversor sepa absolutamente nada de estos movimientos que hacen oscilar sus precios, y que son objeto de quejas e incluso reclamaciones ante la Comisión Nacional del Mercado de Valores (CNMV). Se trata, además, de valores sensibles a la entrada de nuevos accionistas de referencia en su accionariado. A diferencia de los grandes valores, estos no suelen ser estables y tienen por objetivo estar solamente durante un periodo de tiempo determinado, lo que afecta negativamente a la cotización de sus titúlos.

 Oscilaciones por encima de la media
Los valores denominados "peligrosos" se caracterizan también por las fuertes oscilaciones que sufren en su cotización. No es de extrañar que alguno de ellos haya visto sus precios revalorizados en más del 100% durante algún periodo para posteriormente caer a niveles históricos; de ahí el gran peligro que supone tenerlos en la cartera de valores -aunque son muy populares entre los inversores más imprudentes o que se dedican a especular-. Un ejemplo de ello es Jazztel, con una escalada alcista que atrajo a miles de pequeños y medianos inversionistas; se disparó hace unos años sobrepasado la unidad de euro, e incluso se encaminó hacia la cota de los 2 euros, aunque finalmente su cotización inició una presión bajista que la llevó a cerrar 2008 a 0,16 euros. También La Seda de Barcelona, tras estabilizarse en los 2,20 euros y alcanzar los 2,50 euros, inició una fase bajista que la llevó a mínimos, al cotizar a 0,37 euros. Más llamativo aún es lo ocurrido en Avanzit, que tras alcanzar los 8,61 euros en 2007, desarrolló una fase bajista que ha devuelto al valor a los 0,86 euros. Esto, traducido en la inversión de cada pequeño ahorrador ha supuesto pérdidas de gran parte del capital invertido, pues en los casos mencionados han sido del 89%, 86% y 90%, respectivamente.

Fuente:  consumer.es
Propuesto por: Jacques Jules Temgo el 26/01/2009 - 22h27 Última actualización: 26/01/2009 - 22h27  Escribir una noticia
  • Top
print Imprimir   E-mail Enviar a un amigo   bookmark Bookmark   RSS feed RSS  Bookmark and Share icom7 Compartir
Más noticias...
[phpBB Debug] PHP Notice: in file /home/icom7/public_html/es/include/show_rss.php on line 63: Invalid argument supplied for foreach()
[phpBB Debug] PHP Notice: in file /home/icom7/public_html/es/include/show_rss.php on line 74: Invalid argument supplied for foreach()